top of page

CUANDO VIENE EL FRIO: BAGNACAUDA (receta)

GASTROTEST 24/06/2023

La “bagnacauda” es un plato que siempre me ha llamado la atención. Para los que no lo conocen, éste es un plato muy antiguo y típico de la región italiana de Piamonte, y es básicamente una salsa que se hace con una base de aceite de nuez, ajo y anchoas. Sin embargo con el tiempo el aceite de nuez se reemplazó por crema de leche. También hay gourmets que aconsejan echarle vino blanco mientras se realiza la cocción.

Es muy similar a la fondue, la “bagnacauda” (se pronuncia baña cauda) es una salsa espesa caliente en la cual podemos mojar diferentes cosas; al gusto del consumidor.


Con el invierno esta es una receta ideal una bagnacauda calentita, amigos, una buena copa de vino (por cierto, se dice que el vino es la bebida perfecta para acompañar éste plato).


Se me hace una receta buenísima para animarse a preparar el día del amigo que está por llegar, ya que es una preparación que se caracteriza por compartir mientras comes, teniendo la salsa en medio de la mesa y diferentes cositas para mojar.



Esto es lo que hicimos en Santa Cruz con la familia Paganini de ascendencia italiana que viven en Firmat es una ciudad del departamento General López, provincia de Santa Fe, República Argentina, que nos vinieron a visitar.


Otra cosa importante que voy a contarles sobre esta receta : aunque quizás 1 ajo y 1 anchoa por persona les parezca mucho no lo es. La salsa bagnacauda es una salsa con carácter y personalidad, y eso es lo mínimo que se le puede poner.

Hay recetas de bagna cauda en las cuales se utiliza mucho más que un ajo por persona!


Les cuento que primero vamos a preparar todas las cositas para mojar, y al final vamos a preparar la salsa bagna cauda. Obviamente que ustedes pueden preparar los ingredientes que quieran, pero yo les dejo mis ideas que quedaron buenísimas. Les pido que me dejen sus ideas en los comentarios para poder probarlas también.






INGREDIENTES

  • 5 dientes de ajo

  • 5 anchoas

  • Aceite extra

  • 1/2 lt. de crema de leche

  • 1 puñado de nueces

PARA MOJAR EN LA SALSA

  • 1/2 brócoli

  • 1/2 coliflor

  • 2 papas chicas

  • 2 milanesas

  • 1 caja de ravioles

  • 1 zanahoria

  • 3 tallos de apio

  • 200 g. de repollitos de Bruselas

  • 3/4 de pan

  • Yuca hervida o frita

  • Aceite de oliva

RECETA DE BAGNA CAUDA FÁCIL

LAS COSITAS PARA MOJAR EN LA SALSA


Lo primero que vamos a hacer es cortar el pan. La mitad vamos a cortarlo en rodajas, y la otra mitad en cubos. No importa si es pan del día anterior ya que lo vamos a tostar, por lo cual es exactamente lo mismo. Colocar los trozos de pan en una fuente para horno y dorar con un chorrito de aceite en el horno, hasta que estén completamente tostado.


Ahora las papas: vamos a pelarlas y cortarlas calculando el tamaño de un bocado. Recuerden que todos estos ingredientes que estamos preparando vamos a mojarlos en la salsa bagna cauda, por lo cual ustedes deben calcular un tamaño adecuado de un bocado. Así como están vamos a cocinarlas al vapor, o al horno. Si las hierven pueden agregar un chorrito de vinagre al agua, esto hará que se mantengan firmes y no se deshagan en la cocción. Lo importante es lograr una cocción justa, no solo de las papas sino en todos los ingredientes, ya que deben estar “firmes” para que podamos mojarlos en la salsa sin problema.


Número tres, el brócoli, la coliflor y los repollitos de Bruselas. Vamos a desarmar los “arbolitos” del brócoli y la coliflor para que queden del tamaño de un bocado, y a los repollitos los cortamos por la mitad. Cocinamos ambas verduras también al vapor o hervidas.


Lo mismo vamos a hacer con las zanahorias, las cortamos del tamaño de un bocado y las cocinamos al vapor.


El apio en cambio vamos a cortar en tiritas y vamos a utilizarlo en crudo, por lo tanto solo lo lavamos bien y lo cortamos.


Esta es la parte que más me gusta de toda la receta porque me parece una idea genial. Freíte unas milanesas, Marta. Yo hice de pollo, pero también puede ser de carne. Después las cortamos en pedacitos que podamos pinchar fácilmente para mojar en la bagna cauda.


Otra idea increíble y que me quedó espectacular. ¡Ravioles! Y otro dato: yo los hice fritos. También se pueden hacer hervidos siempre y cuando queden bien al dente para que no se desarmen. Sin embargo, si los preparamos fritos quedarán bien crocantes, como si fueran empanadas pequeñas, ideales para mojar en la salsa. Yo hice ravioles de ricota, pueden elegir lo que más les guste.


COMO PREPARAR LA BAGNA CAUDA EN 5 PASOS


La proporción que vamos a usar hoy son 1 diente de ajo, 100 cc de crema y 1 anchoa por persona. Créanme, esto no será mucho ajo. La bagna cauda como dije más arriba es una salsa con personalidad y mucho sabor. Lo mínimo que podemos utilizar es esta cantidad, si les gusta pueden poner más.


Lo primero es pelar los ajos y quitarle el brote del medio, que según dicen es el culpable de que repitamos el ajo luego de comerlo. Colocarlos en el vaso de la licuadora o mixer.

Agregar una anchoa por cada diente de ajo, agregar una cucharada de aceite de oliva y triturar hasta obtener una pasta.


Colocar la pasta en una olla antiadherente y cocinar a fuego mínimo. Hay recetas de bagna cauda en las cuales en este paso se le agrega manteca a la olla. Yo creo que ya es suficiente con el aceite y la crema, por lo tanto, no le puse manteca. Cocinar a fuego bajo mientras revolvemos.


Verán que luego de unos minutos la pasta cambiará a un color más oscura, lo que indica que ya está más o menos cocida. En ese momento agregar la crema de leche. Seguir cocinando a fuego mínimo, esto es muy importante ya que si lo hervimos la crema se puede cortar.


Agregar un puñado de nueces picadas (opcional) y seguir cocinando durante unos minutos hasta que la crema reduzca un poco.


¿CÓMO SERVIRLA?


Las cositas para mojar se disponen en diferentes platos o recipientes, y la salsa bagna cauda en el medio de la mesa. Podemos utilizar tenedor o algunos palillos tipo picada. La comemos de forma parecida a una fondue, mojando todos los ingredientes que preparamos en la salsa, con la ayuda del pan. ¡Es una receta especial para una cena con amigos o en familia, en donde las charlas son tan importantes como la comida!



Commentaires


bottom of page