SERAFINA UN GASTROCIELO

DONDE IR/INF/SCZgm/07 de octubre 2022

Serafina es la forma femenina de Serafín, nombre se refiere a la serpiente de bronce (saraf) que hizo Moisés para proteger a su pueblo de las enfermedades y de las picaduras de víboras. Por otro lado, los serafines formaban uno de los nueve coros de ángeles de la tradición católica. Los serafines son los ángeles más importantes y consejeros directos de Dios trabajando a su lado, que se diferencian de los querubines, los arcángeles, los ángeles de la guarda y no tiene nada que ver con los ángeles caídos que traicionaron a Dios con su “non serviam” y sirven a Lucifer.

Serafina podríamos denominarlo como el ángel gastronómico que ha puesto a aletear en Boca mixtura de Manzana 40 Inés España.

Un lugar fino, encantador y especial de cocina italiana donde desde las entradas pasto y antipasto, pastas risottos y otros manjares están muy al punto y se nota que se pone corazón de ángel.


Si bien entre el otro día a un local de este magnifico Boulevard y entre por una puerta y Sali por la otra pues los decibelios y el tipo de música, que respeto, pero no comparto, pues no deja paso a la degustación gastronómica ni a la charla, en este caso no fue así, en SERAFINA encontramos pulcritud, serenidad y buen servicio.

Me gusto, hoy no entraremos a fondo en el meollo gastronómico sus vajillas, copas, manteles, servilletas y el espacio en si, se está a gusto y valga Dios si lo aprovechamos.

Siempre decimos en SCZgm magazine que el factor humano es básico para un restaurante de altura y lo que ha puesto en escena y en el plato Inés tiene mucha altura, casi celestial. Una cocina italiana refinada y llena de propuestas refinadas, la pasta es pasta hasta que se convierte en “hilos de plata” que se lo pregunten a Massimo Botura de la Osteria Franciscana de Modena que de lo italiano es el rey del mundo.

Comenzamos a lo mediterráneo para abrir el apetito con un vermut rosso, que para los nacidos en el mediterráneo e indispensable saborear para abrir el apetito, luego unas berenjenas, unos calamares y un zucchini Rebozado al Horno, como plato principal aposte por un rissotto al funghi, cremoso y con muchísimo sabor, un plato otoñal y aromático. Mi acompañante de fue al mar y aposto con acierto con unos tagliatelle al dente con frutos de mar. Todo regado con un Marselan tarijeño de Campos, una variedad muy interesante. Hija del Cabernet Sauvignon y de la Garnacha Tinta, recomendado para la comida italiana para los amantes del vino con cuerpo y tánico. Estábamos tan a gusto, que solicitamos unos café ristretto, copa de singani y nos falto el puro que sustituimos con un vaporizador.

Sentados en la balconada del boulevard de Bocamixtura, para ver y ser vistos, disfrutamos de este nuevo y gran epicentro de la gastronomía cruceña donde aconsejamos ir y disfrutar de todos los locales que allí se albergan, el nuevo cielo gastronómico de Santa Cruz para codearse con los serafines, querubines y arcángeles de los nuevos restaurantes cruceños.